TODO Y NADA

No hay nada que desilusione tanto como una esperanza cumplida y nada tan engañoso como una esperanza rehusada. Así, pues, teniendo conciencia plena de nuestra búsqueda un día se produce un cambio pequeño, uno de esos cambios que son tan pequeños que arrastran cambios grandes. Dejamos de preguntarnos si por fin hemos alcanzado el objeto de nuestros anhelos y nos damos cuenta de que todo estaba dentro de nuestro Ser y no fuera en el mundo. En ese momento se esfuma la separación entre nosotros y eso, entre el sujeto y el objeto, como dirían los filósofos. Y de repente vemos claro que la búsqueda es lo que uno es y será siempre.

Berro hortelano

Me lo encontré en mi camino a la orilla del bosque. Yo no sabía que es muy empleada en las ensaladas para decorar los más sofisticados platos en los restaurantes de alta cocina en Francia, Dinamarca y Perú, o como parte de los ingredientes de una picosa salsa en México. Pero su poesía es fantástica. El nombre popular de mastuerzo proviene de los gestos derivados que quizá pueden resultar de su sabor que es fuerte y picante lo que a más de uno ha hecho retorcer la nariz, jajaja.

El Artista

Léon Cogniet, The Artist in His Room at the Villa Medici, Rome, 1817, The Cleveland Museum of Art.

Arquitectura Post-Pandemia

Yo nunca hubiera pensado acerca de la distancia social. Pocos pueden predecir los cambios a largo plazo que el COVID-19 traerá al diseño arquitectónico. Pero es muy claro que hay una gran oportunidad para un cambio positivo. Mientras la tercera ola de COVID repunta, también es probable que haya un incremento en el énfasis en construcciones que estén diseñadas para ser sustentables, promover el bienestar y la interacción con la naturaleza y los exteriores. La buena arquitectura es un espacio donde sucede algo especial, donde quieres sonreír, simplemente porque estás ahí. Es un lugar donde eres feliz, donde te sientes bien y cómodo, un espacio que te da emociones y placeres. (P.D. Hoy fui a tomar esta fotografía para reexaminar el proyecto de Juan O´Gorman que en 1932 proponía una nueva forma de hacer arquitectura (o no hacerla) usando el programa como proyecto para beneficiar al individuo.)

Paz Interior

Es tan fácil vivir de prisa que hasta se nos olvida respirar con calma y se nos olvida quienes somos y cuál es nuestro propósito de vida. Los invito a sentarnos juntos en silencio por la mañana durante 20 minutos a observar nuestra respiración. A observar cómo nuestros pensamientos y nuestras emociones vienen y van como las nubes. Sentémonos a observar todo lo que sucede en nuestras vidas y conectemos con nuestra paz interior.

La Sobremesa

En un mundo atrapado en la gratificación instantánea del “like” y en el conformismo ideológico. Los invito a la sobremesa a la distancia para cuestionarnos juntos los temas con los que convivimos a diario.

Love Heals

Nos necesitamos el uno al otro. Ninguno de los dos estará a salvo solo.
– A veces tengo la impresión de que no entiendes lo distintos que somos.
– Me doy cuenta de ello todos los días, Guapa, pero creo que el amor lo cura todo.
– Típico de ti, Toño.

Jardín Zen

Tres piedras, colocadas en mi pequeño jardín zen, que encierran el conocimiento del mundo en su propio universo callado.